Domingo radiante, de elegancia, y de Paz

0
452
moroninfo-mar17

Presenciar un Domingo de Ramos es como volver a la infancia. Por la mañana ves pasear al Stmo. Cristo de la Bondad, con esa Borriquita con sus cascabeles, y el niño que todos llevamos dentro sale a relucir.

Igual que relució el sol durante toda la jornada. Parece que el cielo sabía que llevábamos un largo tiempo esperando disfrutar de nuestra Semana grande.

Ya por la tarde, es el turno de la siempre elegante Hermandad del Cautivo. Este año contaba con un estreno muy esperado, el del dorado del frontal de la canastilla del paso del Señor, tallada por Francisco Rodrigo Verdugo. Será impresionante ver terminada esta obra de arte discurrir por las calles de Morón.

moroninfo-mar17

Y es que en dicha canastilla se pueden ver detalles como una miniatura del Stmo. Cristo de la Expiración, o la majestuosa cartela central, obra de Manuel Martín Nieto, quien ha representado el pasaje evangélico de la Adoración de los Reyes Magos.

Además, el Señor del Cautivo procesionó con los estrenos de la salida extraordinaria en 2019: el escapulario bordado por Sucesores de Elena Caro y las potencias de Paula Orfebre.

No se queda atrás María Stma. de la Paz, esa Virgen con cara de niña, pero tan llena de sufrimiento al ver que a su Hijo se lo llevan preso. El detalle, esa rama de olivo que siempre lleva en su mano como queriendo repartir esa paz que tanta falta nos hace en estos días.

Palio elegante, de esos que escuchas al andar de los costaleros. Brillante su manto blanco como todo el discurrir de nazarenos.

La nota musical destacada la puso la Banda de Cornetas y Tambores Zoilo Ruiz Mateos de Rota (Cádiz), que se estrenaba en nuestra ciudad y fue toda una sorpresa.

Momentos emotivos se vivieron al paso de la cofradía por la Hermandad de la Compañía y del Rocío. En esta última, incluso con reseñas musicales a dicha Hermandad. En el Cristo sonó “María Santísima del Rocío”, en el palio lo hizo “Rocío de Santiago”.

Para finalizar, magnífica y valiente fue la subida del Cautivo hasta San Miguel. Elegancia en la subida de la Paz, con petalada desde las cubiertas de San Miguel para poner el broche a una jornada inolvidable.

moroninfo-mar17